Monday, November 22, 2004

WEBLOGS VS DREAMWEAVER

Los weblogs, son espacios dónde una o más personas independientes de empresas, organismos.. van publicando de forma regular y cronológica comentarios o reflexiones sobre temas diversos, incluyendo interesantes vínculos a otras páginas, noticias, etc, que van siendo renovadas prácticamente a diario.


La facilidad de la creación y publicación de un weblog ha hecho que ya superen el medio millón, y que entre estos nos encontremos con muchos tipos distintos.


Si bien no podemos establecer aún una clara categorización de éstos, si podemos decir que existen weblogs temáticos, en el que la información y los enlaces pueden estar relacionados con el ámbito profesional del autor, su hobbies, el mundo de las nuevas tecnologías e internet.

Por otra parte, existen también aquellos que se asemejan a un diario personal, abierto a los ojos de todos los internautas, aunque en muchos casos los contenidos puede que no tengan interés para algunos de los posibles lectores, si que pueden resultar muy útiles como fórmula de escape para los autores, que expresan libremente sus experiencias y sensaciones.


Todos los bloggers (nombre utilizado para denominar a los autores de los weblogs) tratan de mantener la fidelización de sus lectores renovándo prácticamente a diario su weblog con contenidos interesantes. De la misma manera que las formas de escribir son también importantes.

Como ocurre con todo lo relacionado con la Autopista de la Información, la historia de los weblogs es muy reciente. Sólo hay que remontarse siete años atrás para encontrar la primera referencia al concepto weblog. Aunque originalmente se concibió como un medio de expresión de opiniones por parte de los internautas, pasó a convertirse en una nueva versión de las revistas electrónicas o ezines, en las que se abarcaban todo tipo de temáticas.

Se han querido ver los antecedentes inaugurales en esos primeros sitios personales que servían también de canal de comunicación a sus autores. Muchos consideran a Tim Berners-Lee, padre de la Word Wide Web, como el primer blogger de la historia gracias a su página del CERN ( http://info.cern.ch), disponible desde el año 92. Dave Winer, creador de otra bitácora ilustre, Scripting News (www.scripting.com ) y del software Radio UserLand), también es considerado como uno de los pioneros, aunque en aquel momento aquellas páginas no fueran bautizadas como blogs.


A principios del 99 ya existía un número decente de bitácoras, y en uno de ellos Peter Merholz los rebautizó como blog. Esta «versión corta» tuvo su máxima aceptación tras la entrada en escena de Blogger (www.blogger.com). Este servicio, lanzado por la empresa Pyra en agosto de 1999, fue uno de los primeros en dar la posibilidad de crear de manera sencilla una de estas páginas, robándole parte del pastel de la fama a Live Journal (www.livejournal.com), otra de las grandes, activa desde abril del mismo año.

Hasta entonces, para crear una web de estas características, se requerían ciertos conocimientos de lenguajes de programación y otros aspectos técnicos, pero Blogger posibilitó que el mantenimiento de este tipo de servicios fuera algo tan sencillo como escribir un correo electrónico. Ya antes de su aparición existían propuestas similares que no tuvieron tanta aceptación, y se suele citar a Pitas (www.pitas.com) o DiaryLand ( www.diaryland.com), aún hoy activos, como los precursores de las diarios actuales.

No obstante, pasaría algún tiempo hasta que esta ingeniosa idea se pudiera considerar como un fenómeno de masas. Fue durante el año 2002, con el desastre de las .com relativamente lejano, cuando se consumó el auge de los weblogs. Un hecho que se confirmaría definitivamente en febrero de 2003, en el momento que Google cerró la compra de Blogger y dio un impulso determinante a este mercado.

DREAMWEAVER

Son escasas las suites informáticas que pueden presumir de realizar diferentes tareas a través de una interfaz prácticamente idéntica. Efectivamente, una de las virtudes de Macromedia Studio es que sus desarrolladores han conseguido, además de aumentar la potencia del diseño y desarrollo, unas herramientas de trabajo con las que no nos sentiremos perdidos por la interfaz.

Como en las anteriores ediciones, Studio MX 2004 está compuesta por cinco utilidades relacionadas íntimamente con la web, aunque nuestro trabajo con ellas se pueda extender a campos como el multimedia o el editorial. Macromedia Dreamweaver MX 2004 es la primera de ellas, y ha llegado con algunas novedades importantes. De todas, nos quedamos con una que es muy importante para el desarrollador: el mejor tratamiento de las Hojas de Estilo en Cascada (CSS), cuyas posibilidades aumentan la calidad y variedad de las páginas web. Un aspecto que se echaba de menos en versiones anteriores. No obstante, no hay que olvidar otras características interesantes destinadas a aumentar la productividad y la seguridad cuando transferimos los ficheros a través de SFTP ( Secure File Transfer Protocol) desde nuestro puesto de trabajo al servidor donde se encuentran hospedadas nuestras páginas. Asimismo, se ha mejorado la compatibilidad con las distintas versiones de los navegadores. Estas propiedades, unidas a las ya existentes, mantienen a Dreamweaver en lo más alto en cuanto a herramientas de desarrollo web se refiere.

Por su parte, Macromedia Flash MX 2004 también se ha renovado en algunos aspectos, aunque éstos sólo serán visibles para usuarios avanzados. Tal es el caso de la nueva versión del lenguaje de programación propietario de Flash, ActionScript 2.0, que ahora aparece orientado a objetos. Igualmente se ha depurado la compilación de aplicaciones, renovación que permite que se ejecuten más rápido, gracias a la participación del nuevo Flash Player 7.

La tercera aplicación, Macromedia Fireworks MX 2004, no se queda atrás. Especializada en la creación e integración de elementos gráficos para la web, tanto de mapa de bits como basados en vectores, proporciona menores tiempos de espera en la manipulación de grandes ficheros. Una evolución de agradecer, pues en el momento que los diseñadores aumentaban la complejidad de sus diseños, los retardos en los procesos (efectos, nuevas capas, textos largos, etc.) se hacían prácticamente insostenibles, al no ser que se contase con una máquina realmente potente. Ahora, estos tiempos se han reducido hasta en un 85%. En cuanto al diseño en modo de mapa de bits, se han incluido algunas herramientas que los usuarios agradecerán. Tal es el caso del reemplazo de color selectivo o de la tan solicitada Quitar ojos rojos.


La suite se completa con una cuarta aplicación, Macromedia Freehand MX, que no se ha retocado desde la anterior versión (evaluada en la revista de Mayo de 2003). Por último, se incluye ColdFusion MX 6.1, la herramienta para la creación y mantenimiento de aplicaciones y servicios web, que tampoco se ha mejorado aprovechando el lanzamiento de la familia MX 2004.

Macromedia Studio MX 2004 es lo que cualquier profesional relacionado con el desarrollo web anda buscando.

FOTO CREADORA TESIS

ESTRATEGIAS DE COMUNICACIÓN Y SOCIALIZACIÓN

El trabajo de grado o monografía se va a presentar así:
-Trabajo escrito que sustentara lo mencionado anteriormente y donde se hará claridad de cada punto y la repercusión de dicho estudio en el campo de la comunicación.
-Trabajo Radial de tipo periodístico argumental en donde abordaremos cada temática con los diferentes protagonistas en este caso los jóvenes del seguimiento, sus abogados, fiscales y demás involucrados en el proceso. Este trabajo tendrá una duración de 60 minutos y estará guiado para reforzar aun mas lo mencionado en la parte teórica.

METODOLOGIA

La metodología que se tendrá en este trabajo será un trabajo teórico, práctico, narrativo y radial de carácter simultáneo para lograr el resultado necesario para la tesis principal así:
-Elaborar un estado del arte de tesis de grados o trabajos relacionados a Código del Menor en Colombia, Delincuencia Juvenil o Similares desde la constitución de 1990.
-Crear un instrumento estadístico y aplicativo para depurar la información a analizar y reflexionar.
-Realizar un ensayo crítico que aporte a la construcción de una bases sólidas para la aplicabilidad, eficacia e investigación sobre el Código del menor que sirva de base para estudiantes, analíticos y estudiosos del tema .
-Hacer un documento radial de tipo argumental con base en la práctica del soporte teórico donde se plasme la realidad del Código del Menor y su aplicabilidad actual.

FORMULACION DEL PROBLEMA

¿ES EFICAZ O NO EL CODIGO DEL MENOR ACTUAL COLOMBIANO, PARA ERRADICAR LA VIOLENCIA JUVENIL, REHABILITAR EL JOVEN O PREVENIR QUE COMETA DELITOS AGRAVADOS?

MARCO TEORICO

La delincuencia constituye un grave problema social de difícil prevención y de aún más difícil solución. El término delincuencia es un concepto de carácter legal, social, psicológico y moral. Desde todas estas perspectivas se ha estudiado el tema de la delincuencia con diversos resultados e interpretaciones, y con dificultades para establecer los límites entre la conducta delictiva y la no delictiva. La valoración de la conducta delictiva depende de factores culturales y del establecimiento de las leyes de una sociedad.
A lo largo del tiempo se van modificando las leyes, y por lo tanto cambia el carácter delictivo de determinados actos, e incluso varía en la misma época de una sociedad a otra.
Por ejemplo, la homosexualidad ha desaparecido como comportamiento delictivo en algunas sociedades, pero en cambio continúa en otras. También los delitos reciben distinta consideración social, hay delitos no exentos de cierto "prestigio", mientas que otros reciben una negativa social más contundente.Los comportamientos delictivos pueden darse en cualquier edad de la vida, de forma ocasional o continuada. Algunos delincuentes han empezado sus conductas antisociales ya en la infancia y otros lo harán al llegar a la vida adulta; algunos solamente delinquen durante una época de su vida, por ejemplo, durante la adolescencia, y otros, lo hacen empujados por algunas circunstancias, como sucede a partir del consumo de drogas.
La delincuencia juvenil ha aumentado de forma alarmante en los últimos tiempos, pasando a ser un problema que cada vez genera mayor preocupación social, tanto por su incremento cuantitativo como por su progresiva peligrosidad cualitativa. La delincuencia juvenil es, además, una característica de sociedades que han alcanzado un cierto nivel de prosperidad. Es decir, en las sociedades menos desarrolladas la incidencia de la delincuencia juvenil en el conjunto del mundo del delito es menos que en las comunidades más avanzadas en el plano económico. En general, en las grandes ciudades latinoamericanas, la delincuencia juvenil está ligada a la obtención -delictiva- de bienes suntuarios de consumo y por lo general no practican la violencia por la violencia misma sino como medio de obtener sus objetivos materiales.
Una de las razones de que la delincuencia alcance su punto culminante entre la adolescencia media y la final es que en esa época muchos jóvenes aprenden a realizar adaptaciones sociales sin el auxilio de padres o docentes.
La delincuencia está presente en todos los grupos socioeconómicos. Si bien muchos casos no llegan a los estrados judiciales, los delitos de los adolescentes de las clases superiores a menudo superan en gravedad a los que tienen por actores adolescentes de clases inferiores. El motivo principal del aumento de la delincuencia en el sector pudiente es el de "producir excitación".
Debido a que los desertores secundarios encuentran difícil obtener ocupación, el índice de delincuencia es mayor entre quienes no completaron el ciclo secundario que entre quienes se graduaron. Cuanto mayor es el desempleo de adolescentes, tanto mayor es el incremento de la delincuencia juvenil.
Sin embargo hay un verdadero "estado de guerra" que se ha generado por la existencia y el accionar de los grupos juveniles, en especial los que se dedican a realizar hechos delictivos, y en esa misma proporción, como veremos, algunos llegan a justificar actuaciones estatales alejadas de los derechos humanos.
La situación se ha agravado porque los ciudadanos han sido culturizados hacia la solución represiva como único medio capaz de defenderse ante estos peligros para la seguridad.
Se trata de un "estado de guerra" provocado psicológicamente por una percepción distorsionada o exagerada de la realidad, en la que no hay concordancia con el verdadero índice de criminalidad. Hay razón por la alarma social que provocan ciertos delitos que van en constante aumento, como los delitos contra la propiedad, sin embargo algunos de éstos provocan mucha alarma social no obstante su nivel relativamente bajo de violencia, como ocurre con los arrebatos de bolsos y carteras, sólo porque son realizados por menores de edad organizados en grupos.
Paralelamente, hay delitos que han aumentado en forma exagerada en relación con años anteriores, que afectan derechos básicos como la vida, pero que no provocan una alarma social proporcionada a esa gravedad.
La criminología distingue entre delito (constituido por el volumen real de la criminalidad y sus repercusiones) y temor al delito (constituido por la percepción de la criminalidad y el riesgo de ser victima). La percepción de la criminalidad y el temor a ser víctima de un delito agiganta y distorsiona la realidad, con un efecto multiplicador desproporcionado, sobre todo tratándose de hechos realizados por grupos de jóvenes y adolescentes, lo cual aumenta la posibilidad de adoptar políticas equivocadas e inconstitucionales en aras de la prevención general.



JUSTIFICACION

Es necesario acuñarnos a los terminos de violencia y delincuencia en adolescentes para entender realmente el proceso que viven estos jóvenes
La palabra violencia proviene del latín "violentia", derivada de la raíz "violo" que significa "atentar", "violar".
La violencia puede ser definida como un abuso de fuerzas, aunque no toda fuerza sea, necesaria violencia.
La violencia constituye, según Leif y Delay, una conducta significativa en el adolescente; puede reducirse a un ademán o una palabra. Esta manera de proceder constituye un momento en la historia del sujeto, por estéril que sea, no podría ser considerada como una simple reacción ante el ataque o provocaciones del medio.
En primera instancia hay que diferenciar lo que es rebeldía y lo que es violencia.
El "no" de la rebeldía y el de la violencia no tienen el mismo significado. La rebeldía tiene objeto, dice "no" a algo, en tanto la violencia dice simplemente "no", sin una razón.
El "no" de la rebeldía sé dirige a un objeto preciso, mientras que el objeto sobre el que se ejerce la violencia es secundario, hipotético y accidental.
En la rebeldía del joven pueden haber una acusación contra alguien por haber fallado en su tarea de educador. Se establece y afirma el nombre de algo, en cambio la violencia es una afirmación global, no tiene fundamentos.
La violencia permanece fijada a una problemática identificatoria y narcista en un tiempo donde el objeto no parece todavía tener su propio estatuto. La agresividad, entraría dentro de una problemática edipicam ella apunta a un objeto donde el sentido simbólico de la representación se ve sexualmente definido.
La violencia no comporta en si misma ninguna ambivalencia, ella esta regida por el principio del "todo o nada", no existe lugar para el sujeto y objeto a la vez. La agresividad también puede representarse como el resultado de una carencia de integración de la violencia por la corriente libidinal.
Etimológicamente proviene del termino "delinquiere" que significa cometer una falta, un delito.
Delincuencia es aquel que comete un delito, es decir una infracción penal punible con penas correctivas, en sentido amplio es el que comete una infracción a la ley.
En cuanto a la expresión delincuencia juvenil, designa el conjunto de las infracciones penales cometidad por individuos menores de 18 años. Las expresiones mas corrientes de la delincuencia juvenil son el robo en el varón, la prostitución en la mujer y la vagancia en ambos.
Algunas de las causas pueden ser:
a. La necesidad de libertad.
b. Disminución de la autoridad familiar y perdida de la autoridad paterna.
c. Falta de entendimiento en el medio familiar
También el agrupamiento en banda en medio del aburrimiento y de la inacción, aumenta los riesgos de caer en la delincuencia, aun cuando pueda ser excesivo decir que la pandilla fabrica delincuentes.

Esto se puede explicar en tres situaciones en la que la solidaridad del grupo fomenta la delincuencia:
1. Cuando uno o más miembros del grupo son realmente delincuentes.
2. Cuando los miembros no han tenido la suficiente atención o cuando la educación ha sido muy tolerante.
3. Cuando falta el gobierno de los padres.
Faltarían algunos términos como:
Adolescencia: Etapa de maduración entre la niñez y la condición de adulto. El término denota el período desde el inicio de la pubertad hasta la madures y suele empezar en torno a la edad de catorce años en los varones y de doce años en las mujeres, caracterizada por grandes cambios físicos, psíquicos e intelectuales.
Aunque esta etapa varía entre las distintas culturas, en general se define como el período de tiempo que los individuos necesitan para considerarse autónomos e independientes socialmente.Factores psicológicos: Entendemos por éstos a los aspectos que hacen a la personalidad del adolescente especialmente su manera de conducirse.
Factores familiares: En este caso nos referimos a la influencia que ejerce la familia en la formación de la personalidad de los adolescentes.
La familia es el primer grupo humano que conoce el hombre. Es el medio donde se establecen las relaciones más íntimas y duraderas pero también es el núcleo social donde pueden darse los mayores conflictos y contradicciones.
La familia sigue siendo el mayor instrumento socializador del hombre.La familia puede construir la persona o destruirla para siempre. Las raíces familiares son insustituibles.
Factores económicos: Aquí hacemos referencia a los recursos y medios económicos, indispensables para satisfacer necesidades básicas.
Factores socioculturales: Entendemos por éstos a la influencia que ejerce el contexto o ambiente en el cual se desarrolla y se desempeña el adolescente.
Es importante reflexionar acerca de que, la opción delictiva no aparece de golpe en la vida de un joven ni se transmite en los genes. Las estadísticas demuestran que antes hubo, casi sin excepción, una vida tan corta como plagada de abandonos, maltratos y carencias. Hubo también, en general, una familia marcada por la pobreza, la violencia, y la marginalidad. Se produjo un contacto temprano con el mundo de la calle y una falta absoluta de espacios sociales de inclusión (llámese barrio, escuela, club, parroquia, etc.), no hubo instituciones que pudieran contenerlo.
Si la violencia se nos torna cotidiana, y convivimos con ella es indefectible que la misma cale en lo profundo de nuestro ser, y por ende nuestra actitud frente al otro, ante la vida, produciendo que muchas veces la relación con el otro sea a través de la violencia.
Los términos "criminalidad adolescente, chicos de las calles y violencia escolar" tan difundidos por los medios de comunicación no son índices de violencia social sino un síntoma de agotamiento de las instituciones que apoyaban y creaban la adolescencia (familia, escuela, sociedad, Estado, trabajo). Hay un desacople entre los discursos de lo que un joven debe ser (se idolatra la juventud como el mejor momento, la plenitud, el cuerpo joven, etc.) y lo real, que no coincide con estos, o simplemente no le dan la posibilidad de efectivizarlo. Esto es un componente muy importante que forma parte de la violencia simbólica.
En las actuales condiciones de crisis social que atraviesa nuestro país, el carácter crítico de la adolescencia se acentúa. Y, en el caso de los jóvenes de sectores populares, frente a la violencia que ejerce la imposibilidad sobre ellos de desarrollarse como jóvenes "normales", muchas veces la reacción es violenta. Situaciones como la fragmentación de una familia debido a la ausencia de trabajo, de alimento y de cualquier tipo de contención son formas de violencia social que afecta a los jóvenes.
Durante las últimas décadas los paradigmas de la vida fácil dejaron profundos estragos en completas generaciones de nuestro país, quienes a oídos sordos prefirieron saciar ambiciones personales a través de estrategias rentistas divorciadas de valores éticos y de respeto hacia los seres humanos.
En el caso del narcotráfico y el contrabando vemos con desconsuelo las tres condiciones de la mayoría de esas generaciones: bien pagando penas perpetuas en cárceles internacionales, o como vagos anónimos de ambulantes y desempleados, o bajo tierra recordados y velados por viudas y huérfanos.
Lamentablemente este paradigma entrecruzó transversalmente la cultura de ciudad y campo a la vez. Y para peor de males se erigió como una efectiva empresa que logró asociar eficazmente los papeles de unos y otros.
Pues mientras en el campo se suplía la recesión con cosechas virtualmente rentables, como coca y amapola, en la ciudad todos los sistemas desde el financiero hasta el político y el mercantil, se prestaron como cómplices para el eficaz flujo de esta economía.
Muchos jóvenes dejaron las escuelas, colegios por la vida fácil de la droga y sus pandillas y emergieron en un gran poder que asesinaba, mataba y destruia familias enteras hasta se vio involucrado un menor de edad en la muerte de un ministro de justicia (Lara Bonilla). Esos Jóvenes vieron la plata fácil e iniciaron el surgimiento de miles de ejecitos de hombres con armas en las diferentes ciudades del país que por poca o mucha plata dieron muerte a miles de colombianos.
Sin embargo el código del menor ha sido modificado muy levemente y muchos de los menores que estuvieron en programas de rehabilitación dictado por un juez salieron de ellos ha seguir delinquiendo sin la observación alguna. Nuestro trabajo quieren ver o hacer caer en cuenta que el codigo del menor debe ser modificado o trasformado como lo afirman muchos senadores, sectores de juventudes y hasta la misma UNICEF en Colombia. Nuestro estudio y seguimiento tiene esa finalidad de dejar la propuesta en punta.

OBJETIVO GENERAL

Analizar e investigar el código del menor en una responsabilidad penal agravada de tres casos, en su tratamiento legal, el sistema judicial para el menor, la rehabilitación en los centros especializados y su proceso de reinserción a la vida social.

ANTECEDENTES

Cada día hay más menores que aparecen vinculados a delitos mayores. Según la Dirección Antisecuestro y Extorsión de la Policía, en el primer semestre del año han sido capturados 30 menores involucrados en casos de extorsión, en Bogotá, Santander, Antioquia y Caldas, principalmente, una cifra alarmante comparada con la del año pasado que fue de 38 detenciones, y con los 19 casos de 2002.
Estudios recientes indican que cerca del 90% de los menores vinculados a hechos delictivos provienen de barrios y estratos marginales. Según Bienestar Familiar en los últimos dos años fueron capturados 54.817 menores por delitos que van desde hurto menor, venta de bazuco y robos de carros, hasta asalto a mano armada, extorsión y asesinato. Por ejemplo, en 2002, de los cerca de 26.000 menores detenidos, más de 4.000 fueron condenados por hurto, y en los años 2001 y 2002 hubo 600 condenados por homicidio.

En los centros de Bienestar Familiar encontramos que el 80% de los casos tiene que ver con la alta adicción a sustancias sicoactivas, así como el 90% está relacionado con la deserción. Otro factor es la pobreza, como lo refleja el hecho de que la mayoría de los menores delincuentes proviene de zonas marginales como Ciudad Bolívar, Rafael Uribe, Bosa, Kennedy y Suba.

Aunque la mayoría de los casos reportados se da en los centros urbanos, en las zonas rurales el problema no es menos grave y está relacionado, sobre todo, con los grupos alzados en armas. Utilizan a los menores como informantes o los obligan a realizar extorsiones porque saben que los menores de edad no pueden ser sancionados legalmente.

El fenómeno, sin embargo, no toca sólo con los menores que les hacen "favores"a los grupos armados. Se relaciona con los miles de menores que militan en las filas de la guerrilla y de los grupos paramilitares: cerca de 12.000, según un informe de Human Rights Watch. Niños y adolescentes que han sido reclutados a la fuerza por esas organizaciones, o que se han visto forzados a empuñar las armas por la mala situación económica y familiar o porque sus familias los entregan ante la imposibilidad de protegerlos y la necesidad de comprar su supervivencia, o porque nada los ata afectivamente a sus hogares.

El incremento del número de menores vinculados a delitos no se puede separar de la marginalidad y la pobreza, la violencia doméstica, la discriminación contra las mujeres y los niños, el narcotráfico, el desplazamiento y el conflicto interno, pero no sólo a eso. También tiene que ver con la pérdida de valores, el afán de dinero fácil, la ambición de poder y los profundos cambios que ha experimentado la familia. El ingreso masivo de la mujer en el mercado laboral y el número cada vez mayor de mujeres que deben ponerse al frente de sus hogares, significan para muchos niños formas de abandono y orfandad prematuras.

Sin embargo, no sólo factores sociales y familiares explican el problema. También la legislación, que en Colombia es más bien suave con los menores, a diferencia de muchos países del mundo, entre ellos Estados Unidos, donde han endurecido las penas contra los menores delincuentes. Como en el caso colombiano los delitos no son imputables a los menores y por eso no se contemplan sanciones severas, en delitos como homicidio, extorsión y hurto agravado, porte ilegal de armas, narcotráfico y terrorismo, es potestad del juez evaluar la pena y decidir si es necesario que el menor sea remitido o no a un centro especial de reclusión, donde también se presta orientación a la familia.
Los períodos son relativamente cortos. Un año o dos no son suficientes para reeducar a estos jovenes, después de que salen les prestan asesoría para asegurar la rehabilitación. El problema es que al salir de un centro de rehabilitación, los que regresan al mismo entorno hostil vuelven a realizar actividades delictivas y se pierde el tiempo invertido. Sin embargo, el 72% de los menores reclusos sale adelante con los programas asegura Bienestar Familiar.
Pero ocurren hechos a nivel internacional que titulan por ejemplo "La masacre que conmovió al mundo": Recordemos cuando se conoció la noticia de que dos niños norteamericanos decidieron descargar una andanada de balas sobre sus compañeros de colegio cuando activaron una alarma de incendio, y aprovechando la carrera de sus compañeros, se transformaron en francotiradores, asesinando e hiriendo a varios de ellos.
Miramos hacia otro lado, porque esto ocurre en Estados Unidos, pero tenemos que sincerarnos. ¿Estamos seguros que en nuestro País, esto no va a ocurrir? Ante esto otro diario decía "Criminales precoces de 11 y 13 años, insólita manifestación de violencia, etc".
A medida que transcurren los años, vemos que los hechos delictivos aumentan, descendiendo las edades de los autores, lo que antes reflejaban un promedio de 16 años, en la actualidad lo tenemos con 14 y hasta 11 años.
El código se queda corto a la hora de imponer sanciones. Por eso, el senador José María Villanueva, del partido Nacional Cristiano, presentará un proyecto de ley que contempla penas más severas para menores responsables de delitos e indemnización a la comunidad, mediante acciones comunitarias. La situación en Colombia es compleja y es urgente adoptar un estatuto que dé respuesta a esta problemática. El país figura en los foros internacionales como el que tiene mayor número de menores con medidas judiciales.

Nosotros al realizar esta investigación que planteamos, haremos un seguimiento a tres muchachos con delitos agravados para mostrar el proceso que se le sigue, sus alcances y de que manera son judicializados, como se trabaja en un su programa de rehabilitación, las normas a los menores y su cumplimiento por parte de los entes convenientes.